Así es como Piensa en GRANDE un Emprendedor #1

Hoy es el momento más sencillo en la historia de la humanidad para pensar en grande. De toda la historia! En este artículo vamos a ver cosas que tu puedes implementar para empezar a pensar de maneras que nunca antes habías pensado.

¿Qué es Imposible?

Imposible es que tú y un grupo de personas decidieran crear una pirámide en Egipto sin contar con gruas, eso es imposible.

Imposible sería que tu inventaras una máquina que pese toneladas y toneladas y le digas a 400-500 personas que se suban a ella y vuelen por 4.000 kilómetros, “No se va a estrellar, estarán bien” y mil millones de personas te dijeran “ok, te creo”.

¿Aterrizar el la luna por primera vez? Nunca se ha hecho antes, ni siquiera sabemos que hay ahí arriba… ¿Sabés que? Porque no simplemente vamos allí. Eso es imposible.

Hoy en día para un emprendedor pensar en grande es muy fácil. Requiere energía, requiere que conozcas la fórmula, requiere esfuerzo, deseo, pero si eres alguien que está leyendo esto y pensando “Definitivamente quiero pensar en grande”, vamos a cubrirlo hoy en este artículo.

Los Principales Sospechosos. Usualmente escucharás sobre: Libros, contactos, el ambiente.

Tienes que leer estos libros, tienes que tener los contactos correctos, tienes que moverte en el ambiente correcto. Absolutamente, estos son los principales sospechosos. Lo que veremos a continuación no descarta todo esto, debes hacer esto, pero lo que veremos serán temas que no se mencionan seguido.

Matemática

Una de las cosas que amo hacer es mirar todo lo que tiene que ver con pensar es grande desde el punto de vista de la matemática. La matemática tiene mucho que ver con pensar en grande.

Este es el ejercicio que yo hago. ¿Qué número viene luego del 3? Entonces, si puedo ganar 3 dolares, ¿Creés que puedo ganar 4 dolares? Todo el mundo diría que si, por supuesto.

Entonces, si puedo ganar $100 dólares, ¿Podría hacer $200? Si. ¿Si puedes ganar $1.000, puedes ganar $2.000? ¿Si puedes ganar $10.000, puedes ganar $11.000? Si por supuesto.

¿Y esto donde termina? Nunca. Solo termina cuando dejas de aplicar matemática a pensar en grande. No hay un número final.

Los multimillonarios parecían imposibles hasta que alguien vino y lo logró. Ahora Elon Musk podría potencialmente ser el primer trillonario si llega a ir a ese lugar al que está yendo.

Debes tomar estos números que parecen imposibles, saber que son solo números, no hay nada que temer. Es simplemente matemática.

La diferencia entre alguien que piensa en pequeño y alguien que piensa en grande es la multiplicación. El gran pensador está multiplicando, el pequeño pensador está sumando.

Así que empieza con cualquier número que creas que es demasiado grande, un número que no puedas alcanzar. Míralo como el número que no has logrado todavía, es solamente eso.

Llévalo a un pedazo más pequeño, y reconoce que puedes conseguir un pedazo más grande. Pero debes conseguir el pedazo más pequeño basándote en esto.

Confianza

El siguiente punto para pensar en grande es saber que cualquier idea que tengas, sin importar que tan grande sea esa idea, necesitas tener confianza.

La confianza aparece con pequeñas victorias. Si puedes tener pequeñas victorias en un juego, o en los negocios, eventualmente empezarás a creer que puedes tener grandes victorias.

Pero una gran victoria no sucede de la nada. Sino que es la combinación de muchas, muchas pequeñas victorias que no pararon una después de la otra, de repente tienes una victoria enorme.

Prueba tus ideas.

Digamos que tienes una gran idea, quieres hacer algo que nunca se ha hecho en tu rubro. Pruébala con 5 personas y ve si puedes convencer a 1 en que crea en ti. Es un ejercicio más que interesante.

Consigue 5 personas, de tu equipo, familiares, amigos. Reúnete con ellos individualmente y cuéntales tu idea, analiza sus reacciones. Si puedes convencerlo al menos un poco, entonces es posible.

Por ejemplo, recuerdo cuando no tenía nada que hacer, estaba quebrado, debía $49.000 dólares y manejaba un Ford Focus. Solía ir intencionalmente a concesionarios de Ferrari ¿Sabés para que? Entraba, caminaba un poco mirando los autos y me preguntaba a mi mismo, ¿Puedo convencer al vendedor, por la forma en que me mira, de que estoy calificado para comprar un Ferrari?

Si entras y nadie se acerca a hablar contigo, entonces no creen que estés calificado. Si entras, se acerca y notas que actúa como si creyera que puedes comprarlo, he! que crees, tal vez algún día si pueda comprarlo.

Ve a muestras de casas donde estén vendiendo casas de 1 o 2 millones de dolares. Preséntate, camina, y mira si la agente inmobiliario cree que puedes comprar la casa. Mira su reacción.

Al principio ni siquiera recordarán tu cara. ¿Sabes lo que miran? Mirarán tu lenguaje corporal, te mirarán a los ojos, la manera que caminas. Si puedes convencerlos es que te están diciendo “yo creo que puedes comprar una casa de 2 millones de dólares”, eso es lo que realmente estarán diciendo.

Así que toma tu idea, muéstrasela a 5 personas y mira su reacción. Si creen que en ti, aunque sea un 10-20%, entonces es posible para llevarla a cabo.

Estudia a las personas

Con esto me refiero no solo estudiar a las personas que admiras, sino estudiar a las personas que ellos estudiaron.

Por ejemplo, no solo estudies a Michael Jordan, ve y estudia a David Thompson. Pero no solo estudies a David Thompson, estudia a quien él estudio, y ve aún más profundo.

Yo solía estudiar a la gente que admiraba en los negocios del mundo de los seguros, y solía pensar “¿Qué hace a ese hombre tan especial? ¿Ha quien ha estudiado?” Ha estudiado a Teddy Roosevelt, a estudiado al entrenador Bear Bryant, a estudiado a Churchill. ¿Porqué será que estudió a esas personas?

“Esta otra persona es tan estratégica. Ha estudiado a Alejandro Magno, a estudiado a Darius. ¿Porqué los estudió? Oh, ahora entiendo”.

Ve cada vez más profundo.

Lo que lograrás con esto es ver que la persona que admiras en un momento tuvo dudas, y estudiaron a otras personas que infundieron confianza en ellos, convicción de que podían ser la persona que son hoy, que tu admiras.

Así que ve a estudiar a quienes ellos estudiaron y te dará una fuente de inspiración, saber que algún día podrás ser esa persona a quien admiras.

Imaginación

Los grandes pensadores se reúnen con otros grandes pensadores. Hoy tuvimos una reunión, las ideas volaban e íbamos escribiendo todo en el pizarrón. Qué tal si hacemos esto… qué tal si hacemos lo otro… de repente Mario dijo algo que boom! Y eso llevó a que Paul dijera otra cosa, y Tom respondió otra, todo terminó en una idea enorme.

Semillas y semillas, y las raíces siguen creciendo y creciendo, hasta que explota, y de repente tienes una idea masiva.

Así que practica la imaginación, especialmente si es entre un grupo de personas que piensan en grande.

El basketball solía ser todo de Reebok y Converse, hasta que un día alguien imaginó lo que pasaría si Nike trajera a Michael Jordan, hoy en día el basketball es todo de Nike.

Ni siquiera tienes que ser un emprendedor, puedes estar trabajando para uno, para una empresa, y de repente salir con una idea que pueda llevar a esa empresa al siguiente nivel. Y no pasaría sin ti, porque tu eres el gran pensador.

Baja el Volumen del Ruido

Estoy hablando de diferentes tipos de ruido. Demasiadas redes sociales, demasiado tiempo en las secciones de noticias.

¿Tu crees que los grandes pensadores están viendo cada cosa que sale en las noticias? Claro que les dan un resumen a diario, porque deben estar al tanto, pero si te estás metiendo de lleno, si estás leyendo cada cosa que pasa. Eso es ruido, demasiado ruido. Lo que pase en la política no va a cambiar tu vida, no va a cambiar tus hábitos, no te harán un mejor emprendedor, no te ayudará a que se te ocurran nuevas ideas. Lo que hará en cambio es consumir tu mente con cosas que no deberías estar pensando, cosas que te harán molestar.

Baja el volumen del ruido.

Baja el volumen del ruido de los familiares que no te apoyan en lo que quieres hacer. Ni siquiera hables de tus ideas en frente de ellos. Si sabes que hablar de tu idea va a generar negatividad de su parte, no lo hables en frente de ellos.

Frena todas las distracciones, toda la negatividad, haz tiempo para pensar en que podrías hacer para pensar más grande en los negocios, cualquiera sea el rubro en el que estes, en inmobiliarias, en seguros, en tecnología, no importa.

Gracias por leer

Todo este contenido es originario de Patrick Bet-David How to Think Big as an Entrepreneur. El video es bastante extenso por lo que dividiré este artículo en 2 o 3 partes, puedes anotarte a la lista de correo si quieres que te avise de nuevos artículos.

La verdad que, no me canso de decirlo, Patrick es un genio. Muchas de las cosas que plantea sobre pensar en grande son de sentido común, la diferencia está en hacerlas, llevarlas a cabo. Puedes leer y aprender sobre emprendedurismo, pero tu potencial saldrá a la luz cuando actúes sobre las cosas que aprendas.

Si tienes alguna otra práctica que tu o tu grupo utiliza para pensar en grande sería genial que la compartas con nosotros en los comentarios.

Deja una respuesta